Ciclo litúrgico B de la Iglesia Cristiana Católica

Miércoles XIX Semana Tiempo Ordinario Ciclo B

Evangelio según

San Mateo 18, 15-20

15 “Si tu hermano peca contra ti, acércate a él en privado y muéstrale su falta. Si te escucha, entonces has recuperado a tu hermano. 16 Pero si no te escucha, lleva a una o dos personas contigo para que ‘cualquier acusación se resuelva mediante la palabra de al menos dos o tres testigos’ (Deut 19:15). 17 Pero si la persona se niega a escucharlos, díganselo a la comunidad; y si la persona no escucha a la comunidad, trátala como si fuera un pagano o un cobrador de impuestos”.

18 “Ciertamente les digo que lo que prohíban en la tierra estará prohibido en el cielo, y lo que permitan en la tierra estará permitido en el cielo”.

19 “Además les digo en verdad que cada vez que dos de ustedes que están en la tierra se ponen de acuerdo sobre cualquier cosa que pidan, mi Padre, quien está en los cielos, lo hará. 20 Porque donde dos o tres se reúnan en mi nombre, yo estaré allí con ellos”.

TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

Clic en 👉🏼«REFLEXIÓN»

Martes XIX Semana Tiempo Ordinario Ciclo B

Evangelio según

San Juan 12, 24-26

24 Ciertamente les digo que si el grano de trigo no cae en la tierra y muere, seguirá siendo solo un grano; pero si muere, dará mucho fruto. 25 El que ama su vida, la perderá; pero quien no se agarre a su vida en este mundo, ganará la vida eterna. 26 El que quiera servirme, sígame; y donde Yo esté, allí también estará mi servidor. Mi Padre honrará a todos los que me sirven”.

TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

Clic en 👉🏼«REFLEXIÓN»

Lunes XIX Semana Tiempo Ordinario Ciclo B

Evangelio según

San Mateo 17, 22-27

22 Andando juntos por Galilea, Jesús les dijo: “El Hijo del Hombre será entregado en manos de los hombres, 23 y lo matarán; pero al tercer día será resucitado”. Y los discípulos se entristecieron mucho.

24 Cuando Jesús y sus discípulos llegaron a la ciudad de Cafarnaúm, los recaudadores de impuestos del Templo se acercaron a Pedro y le preguntaron: “¿Tu maestro no paga el impuesto del Templo?”

25 Respondió Pedro: “¡Sí lo paga!” Entonces Pedro entró en la casa y Jesús se le adelantó diciéndole: “Simón, ¿tú qué opinas? ¿Los reyes de la tierra a quién cobran impuestos y tasas? ¿A sus ciudadanos o los extranjeros?

26 Respondió Pedro: “A los extranjeros”. Jesús dijo: “Entonces los ciudadanos no tienen que pagar. 27 Pero para no ofender a esta gente. ve al lago, tira el anzuelo y saca el primer pez que atrapes. Abriéndole la boca encontrarás una moneda. Entonces ve y paga el impuesto tuyo y mío”.

TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

Clic en 👉🏼«REFLEXIÓN»

Domingo XIX Tiempo Ordinario Ciclo B

Evangelio según

 San Juan 6, 41-51

 

41 Comenzaron a murmurar sobre Jesús porque dijo: “Yo soy el pan que bajó del cielo”. 42 Ellos decían: “¿No es este Jesús, hijo de José? Conocemos a su padre y a su madre. ¿Cómo dice ahora que bajó del cielo?”

43 Jesús respondió: “Dejen de murmurar entre ustedes contra mí. 44 Solo aquellos traídos por el Padre que me envió pueden venir a mí, y yo los resucitaré en el día final. 45 Ha sido escrito en los Profetas: “Todos serán enseñados por Dios”. Y todos los que oyen al Padre y aprenden de Él vienen a mí. 46 Esto no significa que alguien haya visto al Padre, excepto el que viene de Dios; Él ha visto al Padre”.

47 “Ciertamente les digo que quien cree tiene vida eterna. 48 Yo soy el pan de vida. 49 Sus antepasados ​​comieron el maná en el desierto, pero murieron. 50 Aquí está el pan que baja del cielo, y el que coma de este pan nunca morirá. 51 Yo soy el pan vivo que bajó del cielo. Si alguien come este pan, vivirá para siempre; y el pan que yo daré para que el mundo tenga vida es mi carne”.

TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

Clic en 👉🏼«REFLEXIÓN»

Sábado XVIII Semana Tiempo Ordinario Ciclo B

Evangelio según

San Mateo 17, 14-20

14 Cuando se acercaron a la multitud, un hombre vino hacia a Jesús, y arrodillándose ante Él 15 le dijo: “Señor, ten compasión de mi hijo. Es epiléptico y tiene ataques tan fuertes que a menudo cae al fuego o al agua. 16 Se lo traje a tus discípulos, pero no pudieron sanarlo”.

17 Jesús respondió: “¡Gente mala y sin fe! ¿Cuánto tiempo me quedaré con ustedes? ¿Cuánto tiempo tendré que soportarlos? ¡Tráiganme aquí al niño!

18 Luego Jesús le dio una orden y el demonio se fue, y el muchacho quedó sanado en aquella hora.

19 Entonces los discípulos, acercándose a Jesús en privado, le preguntaron: “¿Por qué nosotros no pudimos expulsarlo?”

20 Jesús les respondió: “Fue porque tienen poca fe. Ciertamente les digo que si tuvieran la fe del tamaño de una semilla de mostaza, podrían decirle a esta montaña: ‘Sal de aquí y ve hacia allá’, y se iría. ¡Nada sería imposible para ustedes! 21 Pero este tipo de demonio solo puede ser expulsado con oración y ayuno”.

TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

Clic en 👉🏼«REFLEXIÓN»