Miércoles de la XX Semana del Tiempo Ordinario Ciclo B

Ver calendario
2021-08-18 Todo el día

Evangelio según

San Mateo 20, 1-16a

1 “De la misma manera, el Reino de los Cielos es como el dueño de una plantación que se fue temprano en la mañana para contratar trabajadores para su viñedo. 2 Habiéndose puesto de acuerdo con ellos en el salario habitual de una moneda de plata por día, les ordenó ir a trabajar a su plantación. 3 A las nueve en punto de la mañana, volvió a salir y vio en la plaza a unos que estaban desocupados. 4 Les dijo a aquellos: ‘Vayan también ustedes a trabajar en mi campo de uvas, y les pagaré lo que sea justo’. 5 Ellos fueron. Al mediodía y a las tres de la tarde, el dueño de la plantación salió e hizo lo mismo con otros trabajadores. 6 Eran casi las cinco de la tarde cuando volvió a salir y encontró a otros que estaban desocupados y les preguntó: ‘¿Por qué han estado aquí todo el día sin hacer nada?’ 7 Ellos le respondieron: ‘¡Es porque nadie nos ha contratado!’ Luego les dijo: ‘Vayan también ustedes a trabajar en mi plantación’. 8 Al final del día, el dueño del viñedo ordenó a su administrador: ‘Llama a los trabajadores y págales su salario diario, comenzando por los últimos contratados hasta terminar con los primeros’. 9 Los obreros que comenzaron a trabajar a las cinco de la tarde recibieron una moneda de plata cada uno. 10 Por este motivo, los primeros que habían sido contratados pensaron que iban a obtener más; pero también recibieron
una moneda de plata cada uno. 11 Al recibir la paga, comenzaron a murmurar contra el propietario, 12 diciendo: ‘Estos últimos que fueron contratados trabajaron solo una hora, y los has tratado como a nosotros que hemos trabajado todo el día bajo el sol abrasador’. 13 Entonces el propietario le dijo a uno de ellos: ‘¡Amigo! No soy injusto contigo. ¿No aceptaste trabajar todo el día por una moneda de plata? 14 Toma tu paga y vete, pero quiero darle a este último lo mismo que te di a ti. 15 ¿No tengo derecho a hacer lo que quiero con lo que es mío? ¿O tienes envidia solo porque fui bueno con el otro?’ 16 Así, los que son últimos serán primeros, y los primeros, últimos”.

TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

 

 Clic en 👉🏻"REFLEXIÓN"

 

Próximos eventos relacionados

  • 2024-06-21 Todo el día

    Evangelio según

    San Mateo 6, 19-23

    19 No amontonen para ustedes riquezas aquí en la tierra, donde las polillas y el óxido las destruyen, y donde los ladrones entran y roban. 20 En cambio, amontonen riquezas en el cielo, donde las polillas y el óxido no pueden destruirlas, y los ladrones no pueden entrar y robarlas. 21 Porque donde estén tus riquezas, allí estará tu corazón.

    22 El ojo es como una lámpara para el cuerpo y si tu ojo es bueno, todo tu cuerpo está lleno de luz. 23 Pero si tu ojo está malo, tu cuerpo estará lleno de oscuridad. Entonces, si la luz en ti se convierte en oscuridad, ¡qué terrible será esa oscuridad!

    TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

    Clic en 👉🏼"REFLEXIÓN"

  • 2024-06-22 Todo el día

    Evangelio según

    San Mateo 6, 24-34

    24 Un esclavo no puede servir a dos amos al mismo tiempo, porque rechazará a uno y preferirá al otro, o será fiel a uno y despreciará al otro. No pueden servir a Dios y también servir al dinero.

    25 Por eso les digo: “no se intranquilicen por la vida de ustedes: por la comida y la bebida que necesitan para vivir o la ropa que necesitan para vestirse. Después de todo, ¿la vida no es más importante que la comida y el cuerpo no es más importante que la ropa? 26 Miren las aves del cielo que no siembran, no cosechan, ni almacenan alimentos, y sin embargo, su Padre celestial las alimenta. ¿Acaso, no valen ustedes mucho más que los pájaros? 27 O ¿quién de ustedes puede alargar su vida, sin importar cuánto se preocupen por eso?

    28 ¿Y por qué se preocupan por la ropa? Observen cómo crecen los lirios del campo: no trabajan ni hacen ropa para sí mismos. 29 Pero les digo que ni siquiera Salomón, que era tan rico, vestía ropas tan hermosas como estas flores.

    30 Si la hierba del campo que hoy está y mañana se echa al horno, Dios la viste de esta manera, entonces, por supuesto, Él también hará mucho más por ustedes, que tienen tan poca fe. 31 Así que no se preocupen, preguntando: “¿Qué vamos a comer?” O “¿Qué vamos a beber?” O “¿Qué ropa vestiremos?” 32 Porque los paganos siempre buscan estas cosas. Su Padre en el cielo sabe que necesitan todas estas cosas. 33 Por tanto, busquen primero el reino de Dios y su justicia, y Él les dará todas estas cosas. 34 Así que no se preocupen por el día de mañana, porque mañana traerá sus propias preocupaciones. Cada día tiene sus propias dificultades”.

    TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

    Clic en 👉🏼"REFLEXIÓN"

  • 2024-06-23 Todo el día

    Evangelio según

    San Marcos 4, 35-41

    35 Ese día por la tarde, les dijo: “Vamos al otro lado del lago”.

    36 Entonces dejaron allí a la gente, subieron a la barca en la que estaba Jesús y se fueron con Él, mientras otras barcas lo acompañaban. 37 De repente, un viento muy fuerte comenzó a soplar, y las olas chocaron con tanta fuerza sobre la barca que ya se estaba llenando de agua. 38 Jesús estaba durmiendo en la parte de atrás de la barca con la cabeza sobre una almohada. Entonces los discípulos lo despertaron y le dijeron: “¡Maestro! ¿No te importa que muramos?”

    39 En ese momento se levantó, habló con fuerza al viento y dijo al lago: “¡Silencio! ¡Quédate quieto!” El viento se detuvo y todo estuvo en calma. 40 Luego les dijo: “¿Por qué tienen tanto miedo? ¿Todavía no tienen fe?”

    41 Los discípulos tuvieron mucho miedo y se decían unos a otros: “¿Quién es este hombre que hasta el viento y el lago le obedecen?”

    TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

    Clic en 👉🏼"REFLEXIÓN"

  • 2024-06-24 Todo el día

    Evangelio según

    San Lucas 1, 57-66. 80

    57 Llegó el momento para que Isabel tuviera el hijo, y ella dio a luz a un niño. 58 Los vecinos y familiares se enteraron que Dios había sido tan bueno y misericordioso con Isabel, y todos se alegraron con ella. 59 Al octavo día, vinieron a circuncidar al niño y quisieron darle el nombre de su padre, Zacarías. 60 Pero su madre dijo: “No. Será llamado Juan”.

    61 Entonces le dijeron: “¡Pero no tienes a nadie en tu familia con ese nombre!”

    62 Luego le hicieron señas al padre, preguntándole qué nombre quería ponerle al niño. 63 Zacarías pidiendo una tabla, escribió: “Su nombre es Juan”. Y todos estaban muy asombrados. 64 En ese momento Zacarías pudo hablar nuevamente y comenzó a bendecir a Dios. 65 Los vecinos tenían mucho miedo y todas estas cosas se comentaban por toda la región montañosa de Judá. 66 Todos los que escuchaban estas cosas, las guardaban en su corazón, diciendo: “¿Qué será ese niño? Porque, verdaderamente el poder del Señor estaba con él”.

    80 El niño crecía y se fortalecía en espíritu, y vivía en el desierto hasta el día en que apareció ante el pueblo de Israel.

    TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

    Clic en 👉🏼"REFLEXIÓN"

  • 2024-06-25 Todo el día

    Evangelio según

    San Mateo 7, 6. 12-14

    6 No les den a los perros lo que es sagrado, porque se volverán contra ustedes y los atacarán; no arrojen sus perlas a los cerdos, ya que las pisotearán.

    12 Por eso, hagan a los demás lo que quieren que les hagan a ustedes, porque eso es lo que significa la Ley y las enseñanzas de los Profetas.

    13 Entren por la puerta angosta, porque la puerta ancha y el camino fácil conducen a la destrucción, y hay muchas personas que caminan por ese camino. 14 La puerta angosta y el camino difícil conducen a la vida, y pocas personas lo encuentran.

    TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

    Clic en 👉🏼"REFLEXIÓN"

  • 2024-06-26 Todo el día

    Evangelio según

    San Mateo 7, 15-20

    15 Cuídense de los falsos profetas que llegan disfrazados de ovejas, pero por dentro son lobos salvajes. 16 Los conocerán por lo que hacen. Los espinos no dan uvas, y los cardos no dan higos. 17 De modo que todo buen árbol produce buenos frutos, y un árbol malo produce malos frutos. 18 Un árbol bueno no puede dar frutos malos, y un árbol malo no puede dar frutos buenos. 19 Todo árbol que no da buen fruto es cortado y arrojado al fuego. 20 Por lo tanto, por sus acciones los conocerán.

    TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

    Clic en 👉🏼"REFLEXIÓN"

  • 2024-06-27 Todo el día

    Evangelio según

    San Mateo 7, 21-29

    21 No toda persona que me dice: “Señor, Señor” entrará en el Reino de los Cielos, sino solo quien hace la voluntad de mi Padre que está en los cielos. 22 Cuando llegue ese día, mucha gente me dirá: “Señor, Señor, por el poder de tu nombre hemos profetizado, por tu nombre hemos expulsado demonios, y hemos realizado milagros en tu nombre”. 23 Entonces claramente les diré: “Yo, nunca los conocí. ¡Aléjense de mí los que hacen maldades!

    24 Quien escucha estas palabras mías y vive de acuerdo con ellas, es como una persona sabia que construyó su casa en la roca. 25 Cayó la lluvia, vinieron las inundaciones y el viento sopló con fuerza contra esa casa; pero no se cayó porque había sido construida en la roca.

    26 El que escucha estas palabras mías, y no vive de acuerdo con ellas, es como un tonto, que construyó su casa en la arena. 27 Cayó la lluvia, vinieron las inundaciones y el viento sopló con fuerza contra esa casa, pero ésta se cayó y fue completamente destruida”.

    28 Cuando Jesús terminó estas palabras, las multitudes estaban asombradas de su enseñanza, 29 porque les enseñaba como el que tiene autoridad, y no como sus maestros de la Ley.

    TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

    Clic en 👉🏼"REFLEXIÓN"

  • 2024-06-28 Todo el día

    Evangelio según

    San Marcos 8, 1-4

    1 En aquellos días, una gran multitud se reunió de nuevo. Como no tenían nada para comer, Jesús llamó a los discípulos y les dijo: 2 “Siento compasión por estas personas porque han estado conmigo durante tres días y no tienen nada para comer. 3 Si los envío a casa con hambre, caerán de la debilidad en el camino, porque algunos han venido de lejos”.

    4 Sus discípulos le preguntaron: “¿Cómo vamos a encontrar comida en este lugar desierto para toda esta gente?”

    TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

    Clic en 👉🏼"REFLEXIÓN"

  • 2024-06-29 Todo el día

    Evangelio según

    San Mateo 16, 13-19

    13 Jesús fue a la región de Cesarea de Filipo y allí preguntó a sus discípulos: “¿Quién dice la gente que es el Hijo del Hombre?”

    14 Ellos le respondieron: “Algunos dicen que eres Juan el Bautista; otros, que eres Elías, y otros, que eres Jeremías o uno de los profetas”.

    15 Él les dijo: “¿Y ustedes? ¿Quién dicen que soy?”

    16 Simón Pedro respondió: “Tú eres el Mesías, el Hijo del Dios viviente”.

    17 Jesús le dijo: “Simón, hijo de Jonás, dichoso tú, porque esta verdad no te fue revelada por ningún ser humano, sino de mi Padre, que está en el cielo. 18 Por tanto, yo te digo que tú eres Pedro y sobre esta piedra edificaré mi iglesia, y los poderes de la muerte no podrán vencerla. 19 Te daré las llaves del Reino de los Cielos; lo que prohíbas en la tierra estará prohibido en el Cielo, y lo que permitas en la tierra estará permitido en el Cielo”.

    TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

    Clic en 👉🏼"REFLEXIÓN"

  • 2024-06-30 Todo el día

    Evangelio según

    San Marcos 5, 21-43

    21 Jesús regresó en la barca al otro lado del lago, y mucha gente vino a su encuentro, reuniéndose a su alrededor, así que Él se quedó junto a la orilla. 22 Entonces uno de los jefes de la sinagoga, llamado Jairo, vino y viendo a Jesús, se postró a sus pies. 23 Le rogaba insistentemente: “Mi hijita se está muriendo! ¡Ven conmigo y pon tus manos sobre ella para que se sane y viva!”.

    24 Jesús fue con él y una gran multitud lo seguía y lo apretujaba por todos lados.

    25 Pero una mujer que había estado sangrando durante doce años estaba entre la multitud. 26 Ella había gastado todo lo que tenía, tratándose con muchos médicos y esto la hacía sufrir mucho ya que en vez de mejorar, se había empeorado cada vez más. 27 Cuando escuchó hablar de Jesús, vino entre en la multitud y, alcanzándolo por detrás, le tocó su manto, 28 porque pensaba: “Si solo toco su manto, seré salvada”. 29 De inmediato dejó de sangrar, y se dio cuenta en su cuerpo que había sido sanada de la enfermedad.

    30 De repente Jesús, dándose cuenta qué poder había salido de Él, se volvió hacia la multitud y preguntaba: “¿Quién tocó mi ropa?”

    31 Los discípulos le decían: “Ves cómo estas personas te aprietan por todos lados y todavía preguntas: ¿Quién me ha tocado?

    32 Pero Él siguió mirando a su alrededor para ver quién lo había hecho. 33 Entonces la mujer, sabiendo lo que le había sucedido, se arrojó a sus pies, temblando de miedo, y lo contó todo. 34 Jesús le dijo: “Hija, tu fe te ha sanado. Ve en paz; eres libre de tu sufrimiento”.

    35 Jesús todavía estaba hablando, cuando vinieron algunos sirvientes de la casa de Jairo, jefe de la sinagoga, para decirle: “Tu hija murió. No molestes más al Maestro”.

    36 Pero Jesús, después de haber escuchado la noticia, le dijo al jefe de la sinagoga: “No tengas miedo, solo ten fe”.

    37 Jesús no permitió que nadie fuera con Él, solo Pedro, Santiago (llamado Jacobo) y Juan, el hermano de Santiago. 38 Cuando entraron a la casa del jefe de la sinagoga, Jesús encontró desorden allí, con todos los que estaban llorando y gritando. 39 Entrando les dijo: “¿Por qué tanto llanto y tanto desorden? La niña no murió, ella está durmiendo”.

    40 Entonces comenzaron a burlarse de Él, pero Jesús echando todos afuera, tomó al padre de la niña, la madre y los que estaban con Él, y entró donde estaba la niña. 

    41 Tomándola de la mano,  le dijo: “Talitá kum!”. Esto significa “Chiquilla, te digo: ¡Levántate!”.

    42 Al instante, la niña, que tenía doce años, se levantó y comenzó a caminar y todos estaban muy asombrados. 43 Entonces les ordenó estrictamente que no contaran esto, y les dijo que le dieran de comer a la niña.

    TRADUCCIÓN DEL NUEVO EVANGELIZADOR

    Clic en 👉🏼"REFLEXIÓN"

Comparte